Hola de nuevo amigos lectores! Ahora les traemos un itinerario, para poder ver alguna de las muchas iglesias y capillas del Archipiélago de Chiloé. 

El Archipiélago de Chiloé se encuentra en el sur de Chile, en la región de Los Lagos, y comprende la gran isla de Chiloé y una gran cantidad de islas e islotes menores.

Llegamos un día domingo directo vía LATAM al aeródromo de Castro, Mocopulli desde Santiago, el vuelo duró 1:55 hrs. Hay que planificar con antelación si queremos llegar directamente a Castro, puesto que la única aerolínea que llega es justamente LATAM y los vuelos son los miércoles, viernes, sábado y domingo.

Pues entonces vamos al grano. Nos alojamos en Castro, y desde aquí hicimos nuestro lugar de operaciones.

Como nosotros, puede buscar y reservar tu alojamiento aquí:


Booking.com

 

Para llegar más rápido a cada lugar y tener la libertad para recorrer cada lugar que teníamos previsto, arrendamos un auto por 3 días.

Día 1: Partimos desde Castro hacia nuestro primer punto, Isla Aucar o Isla de las Almas Navegantes, llamada así por el escritor chileno Francisco Coloane. Después de 66 kilómetros llegamos a este lugar mágico, como son la mayoría de los lugares de Chiloé y nos recibió una linda y extensa pasarela de madera que va cambiando sus colores gracias a los distintos climas que es sometida durante todo el año, a veces con un cálido sol y otras con un frío abrazador.

La isla cuenta con una capilla, un cementerio, un jardín botánico y si te acercas a la orilla, tendrás una linda vista hacía la costa.

Volvemos al auto en dirección a la iglesia Colo, una iglesia en un lugar escondido, rodeada de un par de casas y con un cementerio a su lado, estaba muy frío, se nos acercaron nuestras únicas compañías en ese lugar, dos perritos. Luego de jugar un rato con ellos, nos acercamos a la iglesia, estaba cerrada así que aprovechamos y la contemplamos por fuera, sacamos un par de fotos y nos imaginábamos como la gente que la construyó llegó hasta ahí y como sería de lindo, lleno de gente, el día de la festividad de su patrono, San Antonio.

Después de 5,5 kilómetros llegamos a Quicaví. Un pueblo de no más de 200 habitantes que dicen es la cuna de las leyendas y mitos chilotes y que en épocas antiguas habían habitado brujos.  Es un poco difícil encontrar información de esta iglesia, no supimos ni siquiera el año que fue construida y como muchas otras, estaba cerrada. El pueblo es muy bonito, notamos que todavía se puede sentir una vida en familia, mucha calma, tanto que puedes escuchar el soplido del viento.

De vuelta a la carretera, nos dirigimos a las Cascadas de Tocoihue. Un desvío nos llevó a un estrecho camino de tierra pero en buen estado de poco más de 1 kilómetro para finalizar en un amplio estacionamiento y como se venía dando en todos los lugares, teníamos la atracción para nosotros solos. La entrada para los adultos es $1.000 (1.44 USD) , niños $500 (0.72 USD) y el baño $300 (0.43 USD). Hay dos caminos bien marcados con escalones y barandas para afirmarse. El primero te lleva hacia la base de la cascada donde puedes tener unas muy lindas fotos. El segundo camino es hacía un mirador, es corto pero empinado, al llegar te encuentras con una linda vista de las caídas de agua.

Volvemos al autos sin antes pasar por el baño, tomar tanta agua nos estaba pasando la cuenta y nos fuimos al pueblo de San Juan que alberga la iglesia de San Juan Bautista. Rodeada de una plaza, un club social, un mini market y un poco más al fondo una costanera con unas casas a sus pies, un pueblo muy mágico, donde se vive la verdadera vida rural chilota. La iglesia fue construida el año 1887 y es patrimonio de la humanidad. 

Así terminaba nuestro primer día, llegamos aproximadamente a las 19:3o horas a Castro, un poco cansados pero felices, todo kilómetro que sumó el auto valió la pena totalmente.

Nuestra ruta fue la siguiente:

Nuevamente, muchas gracias por visitarnos y leernos. 

No duden en dejar su comentario. Felices de leerlos.

Paloma & Seba.

 




Segundo día de nuestra ruta aquí

Lo bonito de viajar

Paloma y Seba, creadores de LBDV. Amantes de los viajes y aventuras de corto y largo aliento. Trekking, hiking, a veces mochileros y otras todo incluido.

6 thoughts on “Ruta de las iglesias Chiloé – Día 1”

  1. Gracias por compartir tanta belleza, conocí Chiloe pero nada o casi nada de lo que ustedes muestran, muy agradecida , maravilloso la ruta

    1. Elsa!, comentarios así nos motivan a seguir compartiendo nuestras experiencias con ustedes. Un abrazo para ti y gracias por leernos. Nos vemos en nuestra próxima publicación. <3

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *